• Sofía Ambort

Apostolado del hogar de niñas

Cada jueves, desde hace unos meses, vamos a visitar un hogar de niñas. El tiempo compartido con ellas, los esfuerzos que hacemos por ayudarlas y acompañarlas en su educación, son momentos que están revolucionando mi corazón, mi vida entera. La única regla antes que todas es el amor.

No puedo ser indiferente a sus dolores, porque es algo que lo expresan en sus miradas y sus comportamientos. Se puede notar en sus rostros la falta de amor y su incansable búsqueda de ser miradas y abrazadas con esa fuerza que las quita por un momento del desamparo.



18 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo