top of page
  • Foto del escritorBriant, Filipinas

Voley y nuevos amigos

Tengo una linda amistad con los jovenes que vienen casi todos los días a jugar al vóley a nuestra casa. Su profesor nos pidió permiso de usar nuestra casa para venir a practicar ya que en la escuela no tienen cancha para ese deporte.

En una oportunidad, estando yo sentado, mirando como jugaban, el profesor me invita a jugar con ellos, y como todo argentino que no tiene cabeza para otro deporte más que para el fútbol, me costó mucho seguirles, porque son realmente muy buenos jugadores de vóley.

Más allá de eso, siempre fueron muy amables, y ese día, trataban de ayudarme, así que yo solo les entregaba mi presencia, que quizás no aportaba mucho para el “juegoˮ, pero al parecer les hacía feliz que simplemente esté ahí con ellos.


Voley

Días antes de mi cumpleaños, los invité a pasar por nuestra casa, por si querían venir después de la escuela, pero justo esa semana, al parecer, tenían exámenes, ya que no llegaron, ni siquiera el sábado, ni el domingo. Sin embargo, el día de mí cumpleaños el Señor me regaló su presencia, y llenó mi corazón de felicidad. Cuando vi que no solo eran ellos los que llegaban a nuestra casa, sino también el equipo de vóley de chicas (que suele venir), no podía dejar de sonreír. Incluso, algunos se quedaron más tiempo y pude hablar con ellos un poco más, preguntarle de sus vidas, qué les gusta hacer, cómo van en la escuela, cosas normales, pero que no había tenido aún la oportunidad.


nuevos amigos

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page