top of page
  • Foto del escritorBasilia N., Senegal

Un preludio del Paraíso

Nos habíamos subido sobre las enormes raíces de un gran árbol, en el cual unos niños del pueblo estaban también acurrucados en las ramas más altas. Después de un rato hicimos un coro con los niños que respondían al solista y al tambor. Fue un momento magnífico porque los niños del pueblo, entusiasmados, seguían todas las notas que yo les daba, y a nuestro guitarrista le costaba y las chancletas se agitaban frenéticamente. Quizás la música que se escuchó de nuestro grupito no era tan bella, pero a mí me pareció ser como un preludio del Paraíso.


Un preludio del Paraíso


Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page